El colombiano Restrepo no logra todavía estabilidad de resultados con Olimpia.

Un partido en el que le faltó idea y claridad ante Platense que llegó muy organizado y muy concentrado. En esta ocasión no hubo entrega dócil del tiburón en las arenas del Estadio Nacional. Gracias, en buena parte, a un experimentado Edgard Álvarez que portó el gafete de capitán y le dio a su equipo equilibrio y tranquilidad.

Carlos Restrepo optó por algunas rotaciones obligado por lo seguido de los partidos y sobre todo ante la proximidad del partido de Concacaf ante Red Bulls la otra semana. Pero ni con el ingreso de elementos como Carlo Costly la situación se pudo resolver y el cuadro albo se dejó dos puntos en un partido marcado para ganar los tres.

Olimpia cierra la primera vuelta este domingo cuando se mida a la UPN y de nuevo saldrá al campo con la obligación de ganar y así evitar que Motagua se le separe demasiado en la lucha por el liderato. Por su parte Platense recibirá a Real Sociedad obligado a ganar en el Excelsior luego de su refrescante punto logrado en la capital.


Nacionales

En Portada