Terrible presentación de Honduras hoy en Houston ante Guayana Francesa.

El juego lo había iniciado muy bien Honduras. Tenía más la pelota y se mostraba con mucha seguridad hacia el ataque. Elis apareció varias veces por la derecha, Ovidio hacía lo suyo cerca del área y Quioto buscaba alguna sorpresa por el sector izquierdo. Pero eso sólo duró hasta los 25 minutos. Porque a partir de ese momento Guayana Francesa comenzó a crecer ante una bicolor que perdía intensidad e incluso hasta las ganas de jugar. Los dirigidos por Pinto se fueron al descanso sin ideas, sin claridad y sin tener el balón ante una escuadra caribeña que sin hacer mucho nos metió en problemas en un par de oportunidades.

En la segunda mitad ingresó por Honduras Óscar Boniek García buscando darle mayor movilidad al medio campo. Pero parecía muy tarde para hacer reaccionar a una Selección que se había caído desde la primera parte. Elis tuvo una clara en mano a mano con el arquero. Pero Florent Maloudá estuvo cerca en dos oportunidades de vencer a Buba. El arquero López se agigantó en esos momentos evitando la caída de su marco.

Por cierto, hablando de Maloudá, el futbolista fue alineado a pesar que FIFA había dicho que el veterano jugador no estaba elegible para participar en el torneo por haber sido seleccionado francés. Podemos confirmarles que Fenafuth presentó el recurso ante Concacaf justo al terminar el juego ya que el reglamento permite la protesta en estos casos pero dentro de las siguientes dos horas luego del pitazo final. Casi con toda seguridad a Honduras le acreditarán el triunfo con marcador de 3-0.

Pero al margen de lo que se logre en la mesa o del resultado final de este partido, lo que más se debe discutir es el lamentable nivel mostrado hoy por la Selección de Honduras. Cierto que se perdonaron algunas claras pero también la bicolor se salvó en muchas. En la mayor parte del partido los dirgidos por Pinto se vieron sin idea, con mucho desorden, imprecisos y por momentos incluso sin ganas.

Y tampoco vamos a decir que por culpa del árbitro no llegó el gol por no marcar una clara falta penal contra Quioto. Porque sí, fue falta. Y muy clara. Pero no, no fue por eso que Honduras no le pudo ganar a Guayana Francesa. Es más, contando las claras los caribeños estuvieron más cerca del triunfo.

Al final empate a cero con posibilidad de ganarlo en la mesa. Pero con el nivel visto hoy está difícil que Honduras logre algo relevante en esta Copa Oro. Aquí la ficha completa:

 

 

 


La Bicolor

En Portada