Gazinsky celebra el tanto que adelanta a Rusia y se convierte en el primer anotador del Mundial. (Fifa.com)

El centrocampista defensivo Yuri Gazinsky, dotado de un físico imponente, nació en Komsomolsk del Amur y jugó al fútbol en el extremo oriente ruso hasta los 23 años, cuando se mudó al oeste, para fichar por el Torpedo de Moscú, entonces en la segunda división.  Poco después, en 2013, se integró en el FC Krasnodar, y se convirtió de inmediato en uno de los puntales del conjunto sureño.

Yuri Gazinsky ya tiene el honor de haber marcado el primer tanto del Mundial de Rusia. Sucedió al minuto 12 con un certero cabezazo que venció al arquero de Arabia Saudita, Abdullah Al Muaiouf.

Se estrenó con la selección en un amistoso ante Turquía el 31 de agosto de 2016, al principio de la etapa de Stanislav Cherchesov. Fue incluido en el plantel de la Copa FIFA Confederaciones 2017, aunque pasó todo el torneo en el banco de reservas.

Gazinsky se había caído del combinado nacional durante gran parte de la temporada de 2017/18, pero la falta de competencia en su demarcación le permitió volver a cobrar protagonismo en la fase final de la campaña. Aunque su papel será el de paliar las bajas que se produzcan, estará listo para aprovechar su oportunidad en el Mundial si se le presenta.


Internacionales

En Portada