El estadio Ibn Battouta de Tánger será el el estadio donde se disputará la final de la primera Supercopa de España que se realizará fuera del país ibérico.

El partido se realizará el próximo 12 de agosto entre el Sevilla FC y FC Barcelona.

Ibn Battouta leva más de 24 horas sin suministro eléctrico.

Medios locales aseguran que la empresa estatal a cargo de la instalación, la Sociedad Nacional de Realización y Gestión de Estadios (Sonarges), tiene pendiente el abono de los recibos de los últimos seis meses, por lo que la operadora local encargada del suministro, Amendis, ha dejado sin luz el estadio mientras no se subsanen los impagos.

Fuentes de la Cadena Efe aseguraron que “esto se acabará por resolver sí o sí” porque “nadie querrá cargar con un improbable fracaso del evento”.

 

 


Videos

En Portada