Una superioridad enorme del Barcelona en la etapa complementaria porque en la inicial el trámite había estado algo parejo. Quien sabe lo que se dijo en el camerino durante el descanso pero le funcionó a la perfección al cuadro catalán. Un 0-3 que bien pudo ser más abultado ya que Carvajal vio la roja directa por impedir con la mano el segundo tanto de la visita. Suárez, Messi y Vidal anotaron en la goleada del mediodía en el Bernabéu.

Ahora la Liga se ve todavía más lejos para el Real Madrid que se queda a 14 puntos del primer lugar con un partido menos. El problema es el nivel mostrado en el complemento. El equipo desapareció por completo y no tuvo respuesta ante la reacción que mostró el Barcelona.


Internacionales

En Portada